20/01/2021

El Gobierno anticipó que no habrá tarifas dolarizadas ni tampoco un proceso de congelamiento permanente.

El secretario de Energía, Darío Martínez, reafirmó que el Gobierno pretende llegar a marzo con una tarifa de transición definida que “no reflejará el esquema dolarizado” aplicado durante la gestión Cambiemos ni tampoco mantener un “proceso de congelamiento permanente”.

“De acá a marzo estamos en un proceso de negociación con las distribuidoras y las transportistas y vamos a una tarifa de transición que no será ni la Revisión Tarifaria Integral (RTI) dolarizada del Gobierno anterior ni tampoco mantener un proceso de congelamiento permanente”, puntualizó Martínez en diálogo con el portal La Mañana de Neuquén.
El funcionario explicó que existe la “necesidad de avanzar hacia un esquema de transición” para así poder dejar atrás la RTI (aún vigente). “El impacto que generaría seria devastador y por eso el presidente inició el proceso de negociación poniendo marzo como plazo”, agregó.
La idea de readecuación que impulsa el Gobierno nacional se traza en “mantener una relación entre las tarifas, los salarios y las jubilaciones” y como parte de esa premisa, sumar “la utilización de los subsidios de manera mucho más eficiente”, dijo Martínez.
El secretario de Energía pronosticó además que “poder manejar los subsidios de manera más inteligentes reflejará impactos distintos de acuerdo a la capacidad de hacer frente a la tarifa”, aunque insistió que en todo el proceso será necesario “mantener los subsidios en términos constante PBI, en el 1,7%”.
Martínez mencionó la necesidad de “sanear” a la Compañía Administradora del Mercado Mayorista Eléctrico (Cammesa). “La Secretaría de Energía ya comenzó el proceso de negociación con las empresas distribuidoras que se vinieron financiando mediante el endeudamiento con la compañía mayorista”, cuestionó.